El mundo de las ideas está regido (al menos en publicidad) por esos seres llenos de luz, muñequitos, colores y weed; los creativos. Sí, los creativos son todos unos personajes, los hay de todos los tamaños, formas, gustos, colores y géneros, pero lo que no hay que olvidar, es su chamba: crear ideas que solucionen los problemas de la marca o producto.

a través de Ideas sin fin – Roastbrief

Anuncios