Repasando la historia de un amigo, noté cómo “la vida cambia y te cambia”, como decía un comercial. En el caso de mi amigo, la agencia y la vida de creativo lo cambió, para mal o para bien. Se creció.Desconozco las razones. Me atrevería a pensar que se trata del status, de no quedar rezagado de la manada, del sueño creativo.Entonces decidí escribirme una carta, para recordar mi condición de mortal en este mundo que endiosa a las personas más por lobby que por genialidad.Para ti:

Origen: Carta para cuando seas grande